Nuestro blog oficial de instalación

instalacion

6 agosto 2015, 7:00 am


Cinco cosas que debes tener claras al contratar la tarifa de gas

Todos los consumidores tienen el derecho a contratar el suministro de gas con la comercializadora que estimen adecuada en función de sus necesidades e intereses, independientemente de cual sea su consumo anual.

En aquellos casos en los que el consumo sea inferior a 50.000 kWh anuales y baja presión, se puede elegir el suministro con tarifas de gas de último recurso (TUR) aprobadas por el Ministerio de Industria.

 ¿Entre qué tipos de tarifas puedo elegir?

Existen dos tipos de tarifas de gas:

  • Tarifa de Último Recurso (TUR). Afecta a las tarifas de acceso 3.1 y 3.2. El precio está marcado por el Gobierno y no se ofrece descuento sobre las mismas.
  • Mercado libre: Afecta a todas las tarifas de acceso. Las comercializadoras establecen el coste de las tarifas y, a menudo, ofrecen descuentos para reducir el recibo del gas.

¿Cómo se dividen los grupos tarifarios?

Las comercializadoras separan sus tarifas de gas en “grupos tarifarios”, determinados en función cuál sea el tipo de peaje de acceso. Estos peajes varían en función de la presión a la que el consumidor está conectado y del consumo que realice.

En el caso del sector residencial, los grupos tarifarios más comunes son:

TARIFAS DE ACCESO
Tarifa 3.1 Consumo inferior a  5.000 kWh anuales Consumo de gas bajo
Tarifa 3.2 Consumo de gas natural entre 5.000 y 50.000 kWh anuales Consumo de gas medio.
Tarifa 3.3 Consumo de gas entre 50.000 y 100.000 kWh al año, con 4 bares de presión. Consumo de gas elevado
Tarifa 3.4 Consumo de gas superior a 100.000 kWh anuales Consumo de gas muy elevado
Tarifa 3.5 Consumo de gas superior a  8.000.000 kWh anuales Consumo de gas muy elevado

 ¿Qué conceptos incluye el precio del gas?

El precio del gas se compone de dos conceptos:

  • Término fijo, fijado por la legislación vigente para cada término tarifario.
  • Término variable, que es el precio de venta que fija cada comercializadora.

¿Me quedaré sin suministro de gas si cambio de comercializadora?

No te afectará ya que la calidad y garantía de suministro está garantizado por las empresas distribuidoras de gas. Elegir una compañía comercializadora supone elegir el precio a pagar (y las revisiones de la tarifa) que resulte más ventajoso.

 ¿Qué debo comprobar antes de contratar una comercializadora de gas?

A la hora de contratar el suministro de gas, el consumidor debe conocer:

  • Cuáles son sus necesidades: Deberá saber su consumo anual para poder decantarse por un grupo tarifario.
  • Precios: Deberá quedar claro el precio que se pagará y cómo se realizará la revisión de tarifas.
  • Duración del contrato: Debe figurar el tiempo de duración del contrato, así como los procedimientos, plazos para cancelarlo y las penalizaciones que puede conllevar.
  • Descuentos: Importe y duración de los descuentos que aplicará la comercializadora.
  • Servicios adicionales contratados con la anterior comercializadora, como las revisiones, que debe cancelar el propio consumidor.
  • Posibles penalizaciones. Al cambiar de comercializadora, el usuario debe conocer con cuánto tiempo de antelación debe preavisar a su actual suministradora de gas y cuáles serán las penalizaciones que le aplicarán en caso de darse de baja antes de la finalización del contrato.

 

También te puede interesar:

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

BIGTheme.net • Free Website Templates - Downlaod Full Themes